Etiquetas

, , ,

“Si el niño nace con una venita azul en la cara, la madrina debe regalarle una llave de oro, que lo protegerá de las enfermedades que la venita anunciaba”.

Múltiples dolencias se tratan con el influjo de una llave, que ha de ser del mismo “sexo” que el enfermo (las llaves “hembra” son las que presentan una horadación cilíndrica en la punta; las demás, “machos”).

Tomado de:

Uno y el mismo. Notas de folklore cubano, con especial atención a sus puntos de contacto con el folklore de otros pueblos. Argelio Santiesteban. Ediciones UNIÓN. Cuba. 2013